Para condiciones extremas de impacto y abrasión

Estos aceros proporcionan una buena ductilidad combinada con una alta dureza, además de su alta resistencia al desgaste. El acero austenítico al manganeso es un acero aleado que al momento de su descubrimiento (Sir Robert Hadfield – 1882) presentó una composición de manganeso 12% y carbono 1.2% y combinó buenas propiedades como alta dureza y ductilidad con alta capacidad de resistir trabajo pesado y gran resistencia al desgaste.